jueves, 30 de enero de 2014

uchuva refresco natural

Esta simpática fruta, que procede de los Andes, se le conoce de diferentes nombres, pero tiene muchas propiedades nutricionales y curativas, de ahí que también se le llame “fruta del amor”. Parece un tomate minúsculo, tiene semillas tan pequeñas que se puede consumir el fruto completo. Se disfruta en ensaladas, salsas, se usa en repostería.
 Quizás la receta más simple sea preparar un fresco natural.  La perla de sus frutas están envueltas en una especie de capucha, material como una hoja, la cual se retira. Se lavan las frutas y se licua 1 taza de estas con 1 litro de agua. No es necesario colar. Se vierte en un pichel, se endulza al gusto y se sirve con hielo.


Su aporte terapéutico purifica la sangre, tonifica el sistema óptico y colabora en problemas de boca y garganta. Apoya el trabajo de los riñones y se recomienda contra parásitos intestinales. 
Además de conocerse como un tranquilizante natural, a la Uchuva se le atribuyen propiedades afrodisiácas, por eso se le dice la “fruta del amor”. Haga la prueba! 

5 comentarios:

Mercedes dijo...

Que curioso, en casa de mi madre tenemos tres macetas con la planta de este fruto y la verdad que da bastantes frutillas, yo la conocía como phiscalis. Un saludito

Vanessa Carvajal dijo...

Sé que cada fruta tiene su sabor característico, pero no puedo dejar de relacionarlo en mi imaginación, con el sabor de la Naranjilla.

Vanessa Carvajal dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Olger Jazdany Salas Ramos dijo...

Mira vos... esa planta es un bejuco? En mi casa se hacían pero yo las apretaba y se les salia como semillitas de tomate cherry... serán las mismas?

Luis González dijo...

Olger: es correcto, es una planta tipo enredadera, como bejucos livianos y las frutas están dentro de una cápsula. Son como minis tomates, las semillitas son comestibles. Un sabor entre ácido y dulce.