jueves, 17 de enero de 2013

buñuelos de queso y miel


Es costumbre heredada tomarse un tiempo de café, té o bebida caliente a media tarde. Hábito que se trasladó incluso a oficinas y hay quienes no perdonan dejar su cafecito vespertino. Claro, nada mejor que acompañarlo con algo ligero para comer. Salado o dulce depende del día o de cada paladar. 

Esta es una de esas recetas donde los ingredientes por lo general están al mismo tiempo entre la alacena de la casa. Y no se tarda más que unos minutos. Aunque es muy similar a las arepitas ticas, tipo "pancakes", lo interesante es que lleva queso que le da una esponjosidad y en mi caso personal, tenía un tarrito de miel de palma, traído de Chile, que funciona como perfecto acompañante; pero bien se puede usar otro tipo de miel. 
 Requiere (para 4/6 personas) 300 gr de queso fresco, molido o rallado, ¼ de taza de leche tibia, ¾ taza de harina cernida, 2 huevos batidos, ½ cucharada de azúcar blanca, 1 pizca de canela, 1 cucharadita de polvo de hornear (royal), aceite para freir y miel de palma, abeja, maple o similar.

En un tazón mezclar la harina cernida junto con la leche tibia, los huevos batidos, polvo de hornear, azúcar y canela. Incorporar el queso, mezclar y reservar.
Calentar aceite en una sartén y dejar caer suavemente, cucharadas de la mezcla. Freír por ambos lados apenas a tomar un leve color dorado. Escurrir en papel absorbente. Servir bañados con miel. Un antojito para la tarde y que  hasta de postre les puede funcionar.

3 comentarios:

Cozinha da Monica dijo...

Que ótima receita. Adorei.

Pilar dijo...

Me apunto al antojito, nunca he hecho buñuelos con queso, deben estar deliciosos y como tu dices seguro tengo en la despensa todos los ingredientes. Un abrazo

lourdes solano dijo...

gracias por sus ricas y originales rectas, esta la hice y fue un exito en mi casa, gracias :D