jueves, 10 de abril de 2014

cajeta flor de itabo


La flor de itabo o flor de izote, florece en los meses de marzo y abril en el verano de Costa Rica. El paisaje se viste de bellos puntos blancos y sus espigadas flores. Si bien es la Flor Nacional de El Salvador, en nuestro país es platillo tradicional de la época y se luce en varios platillos salados. 


Pero también la creatividad de la gente la ha llevado a figurar en este dulce de leche, conocido como cajetas. Les comparto una receta básica de la misma. 

Requiere como ingredientes 1 litro de leche, 3 tazas de azúcar corriente, 1 taza de azúcar moreno, 1 taza de leche en polvo, 8 clavos de olor y 2 astillas de canela, 1 cucharada de vainilla, 1 flor de itabo pequeña (solo pétalos), semillas o pasas (1/2 taza).

Diluya en una olla la leche con azúcar, ponga a fuego medio con la vainilla, clavos de olor y canela. Mueva hasta que alcance el primer hervor. Retire la canela. Siga moviendo para que seque el líquido y se espese la preparación. Preferible con una cuchara de madera, procurando siempre raspar el fondo de la olla. Cuando se logra ver el mismo y la miel se desprende de las paredes, incorpore la flor de itabo y las semillas y/o pasas.


Pase la mezcla a una superficie húmeda y siga moviendo para que enfrie, al tiempo que le va añadiendo en cucharadas la leche en polvo y ayude a terminar de tomar consistencia. Mover, es la dinámica de las cajetas.  Puede extender toda la mezcla en forma rectangular y cuando está completamente fría cortar en trozos, o bien tomar cucharadas y colocar en cápsulas de papel y quedan listas para servir. 

miércoles, 9 de abril de 2014

pan salado casero

Esta es una opción de pan salado, que también se prepara en los días de Semana Santa, para rezos y celebraciones con café o té.

Mezcle en un recipiente grande 1 kilo de harina,  4 barras de mantequilla (120 gramos c/u), 1 taza de leche líquida, o bien 4 cucharadas de leche pinito disueltas en agua, 3 cucharaditas de polvo de hornear (royal), 1 taza de queso blanco molido y sal al gusto pero que sea muy poquita, considerando el nivel de sal que tenga el queso. 
Mezcle al inicio los ingredientes con una cucharada y de a poco vaya usando las manos. Revuelva bién para disolver los ingredientes, amase bastante, y añada poquitos de agua para ir dando humedad y formar una pasta que no se pegue en las manos.


Haga pequeñas bolitas y estire con sus manos sobre una superficie, hasta formar rollitos. Los cierra en forma de rosca. Pase a un molde engrasado y enharinado y lleve a horno moderado 350°, por unos 20 minutos hasta que doren.

pan dulce casero


El pan dulce casero se hace en Costa Rica para la Semana Santa. Pero es una receta que siempre está presente a lo largo del año, pues siempre es bien recibido para los tiempos de café y varias celebraciones más. 

Requiere 1 ¼ tazas de agua, 1 ½ tazas de harina,  4 huevos, 1 taza de azúcar blanca, 1 ½ cucharadita de sal, 2 cditas de levadura, 2 cucharadas de leche en polvo y 1 barra de margarina (120gr).

Inicie disolviendo la levadura con la mitad del agua tibia por un lado;  aparte mezcle la leche en polvo con la otra mitad del agua.  Luego junte ambas mezclas y empiece añadir harina de a pocos. Vaya amasando para que se una bien. Incorpore huevos, sal y azúcar y siga amasando. Agregue la margarina y amase hasta que tenga una masa lisa, elástica y no pegajosa.

Divida la masa en bolitas pequeñas, unas 20 aproximadamente, estire con las manos en rollitos y deles forma de espiral. Pase a una bandeja engrasada y enharinada. Tápelos con una tela limpia y deje crecer una media hora. Luego barnice con un poquito de agua para darles humedad.


Precaliente el horno a 480°F (240ºC) por cinco minutos antes de hornear el pan. Introdúzcalos y baje la temperatura a 400°F (200°C) y hornee por unos 20 a 25 minutos. Cuando estén firmes, los retira.

Opcional mezclar azúcar y canela y rociarlos al salir del horno, para darle un poquito de brillo y más color. Deje enfriar y disfrute. 

martes, 8 de abril de 2014

bocaditos de banano


Esta receta que les comparto, bien puede llamarse rollos, rollitos, bocaditos y hasta sushi de banano. Es una idea fácil con el objetivo de que sea ejecutada por niños en edad pre y escolar, o bien personas con alguna discapacidad, para que sean partícipes en la cocina, disfruten del proceso, se sientan útiles; se considera mínimo riesgo al no tener contacto de calor y usar instrumentos plásticos para su realización, evitando mayor peligro. 

Por cada persona, va a necesitar 1 tajada de pan de molde o pan cuadrado, yo les recomiendo en este caso pan integral multigrano, que contiene avena y otros ingredientes que lo hacen más nutritivo, igual puede usar del tipo común; 1 cucharadita de dulce de leche que se adhiere mejor (o mermelada a su gusto) y 1 banano pequeño.


Aplaste con un rodillo el pan para hacer una base laminada, bien se puede usar una botella plástica, haciéndola rodar sobre una superficie limpia. Unte el dulce por un solo lado del pan, coloque el banano y cierre formando un rollo. Si desea lo puede forrar en plástico y mantener así en refrigeración un rato para que se enfríe un poco. 


Corte en rebanadas cada rollo (usted puede colaborar o bien usar un cuchillo plástico), en promedio salen 5 o 6 rollitos. Como merienda, como postre, como su primer receta en la cocina! Para adultos cae muy bien en merienda o como bocadillo dulce de fiesta también! 


lunes, 7 de abril de 2014

ceviche de guanábana


La guanábana (Annona muricata) es una fruta considerada muy efectiva para la buena salud. Su sabor suave y dulce, la hace disfrutar como fruta fresca. También se elaboran muchas recetas dulces a partir de la misma, como helados, refrescos, flanes, queques y repostería.

En Costa Rica, se ha quizá mal usado el término “ceviche” no solo a la receta que tiene pescado, sino también se aplica a cualquier otro ingrediente que se mezcle con cebolla, chile dulce (pimiento), apio, culantro, todo bien picado y que se bañe con jugo de limón y sal.

Así hay un repertorio de ceviches de mariscos, de guineos o bananos verdes, chayotes y de algunas frutas ácidas como mangos celes. Recién descubro que en algunos países se prepara esta misma “picadura” de especias mezclando con la guanábana, razón que quise probar para un resultado dulce cítrico muy interesante.

Basta desmembrar un parte de la fruta o una pequeña completa, eliminar las semillas y mezclar con las especias picadas, limón ácido y sal. Es común balancear los sabores añadiendo refresco carbonatado de limón (sprite, fresca, ginger ale), manteniendo la cantidad de líquido según sea el gusto.



Luego es cuestión de dejar unas horas en refrigeración. Esto es ideal para aquellos que no consumen carne y quieren disfrutar de la receta del ceviche, entre apariencia y un refrescante sabor nuevo. Les invito a probarlo. 

sábado, 5 de abril de 2014

arroz con flor de itabo

La bella flor de itabo (Yucca guatemalensis - conocida como flor de Izote o Espadillo) luce su hermoso blanco color, adornando el paisaje en el verano de Costa Rica y complaciendo los paladares, de quienes disfrutamos del leve amargo de sus flores. Con solo hervir en agua y sal unos minutos los pétalos y centros (pitos) se reduce la intensidad de su sabor. Pero si se hierve mucho, desaparece el encanto de su sabor. Parece que lo más amargo son los pitos grandes, que eran pétalos que no abrieron. Pero lo pequeñitos y tiernos, ellos son los que mejor aportan su clásico sabor
Florece en los primeros meses del año en Costa Rica, con el verano y coincidiendo siempre con la Semana Santa. Así se disfruta en picadillos, con papa, con huevo. Pero la creatividad en la cocina la hace figurar también en ensaladas, escabeches y vinagres. 

Les invito a poner en práctica este arroz con itabo, inspirado en el mismo arroz con palmito, receta clásica de nuestro repertorio. La base es tener arroz blanco cocinado previamente y frío o a temperatura ambiente, 1o 2 flores de itabo hervida, 1 taza de queso blanco y 2 tazas de mozarella  y hacer una salsa blanca.

La salsa se prepara sofriendo 1 cebolla  bien picada en mantequilla y chorrito de aceite. Se agrega 1 caja de crema dulce (o leche evaporada), 1 taza de leche común, 2 cucharadas grandes de “crema de hongos” en polvo para espesar y dar sabor (no hace falta añadir sal, pero puede rectificar sabor para ajustar a su gusto, con pimienta o más crema de hongos). Esto se deja que alcance el hervor y se incorpora la flor de itabo. 
 Opcionalmente  puede añadir maíz dulce, palmito, hongos o espárragos, aunque con la flor es suficiente! Podría considerarse adicionar algún tipo de embutido como jamón de pavo, pero que los ingredientes extras no roben el sabor de las flores. 

Puede mezclar unas 3 tazas de arroz, los quesos con la salsa y pasar a un molde. O bien armar capas, entre salsa, arroz y queso, en ese mismo orden hasta terminar los ingredientes. Encima puede colocar 2 cucharaditas de mantequilla para darle un color bonito. Lleve al horno a temperatura media hasta que se concentren los líquidos y el queso superior esté gratinado.